Ariadna

El 5 de abril de 1973, tres días antes de que muriese Picasso, el director italiano Federico Fellini anotaba en su «cuaderno de sueños»:

«… Levanté la vista al oír el ruido de una persiana. Una muchacha con el torso desnudo se asomaba al alféizar abrazándose los pechos. Me vio y sonrió, sin dejar por eso de recoger la ropa tendida; y su sonrisa fue para mí como una bendición, como una rosa fragante. Como si me hubieran lanzado una rosa recién cortada fresca aún de rocío.

»El ruido de la persiana al caer me sacó de mi ensimismamiento. Cuando me disponía a seguir adelante por las calles desiertas de Roma, me di cuenta de que Pablo había desaparecido».

 

© DOMINGO ALBERTO MARTÍNEZ

¿Te ha gustado este relato? Entonces Un ciervo en la carretera te va a encantar. Puedes pedirlo en tu librería habitual. Para ebook, está en las siguientes plataformas:

Amazon

Fnac

Casa del Libro

Rakuten Kobo

Google Store

Agapea.com

Perúebooks

Barnes&Noble

Gonvill Librerías

El Sótano

Y en 24symbols puedes incluso leer algunas páginas.

Fellini - 5

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .